Reflexión del Evangelio Diario de 26 de mayo del 2021.

“Ya ven que nos estamos dirigiendo a Jerusalén, y el Hijo del hombre va a ser entregado”.

 

 

Mc. 10, 32-45

El Evangelio de Marcos es el primer Evangelio canónico, normativo en la iglesia, del que tenemos registro. Fue escrito entre los años 64/67 de la era cristiana y contiene la memoria de lo que Jesús dijo e hizo. El autor copiló por escrito la vida de Jesús, y aunque no es una obra biográfica, sino teológica, contiene elementos históricos que nos permiten aproximarnos a lo que vivió Jesús. En este relato, los discípulos de Jesús no comprenden en qué consiste su mesianismo. Mientras el habla del Reino de Dios, ellos piensan en un reino terreno. “Santiago y Juan, los hijos de Zebedeo”, buscan los primeros lugares. Pero no sólo Santiago y Juan buscaron eso, hay quienes piensan igual que ellos y se sienten merecedores de un lugar por encima de otros. No Han entendido que el que quiera ser grande debe ser el servidor y esclavo de todos.