Reflexión del Evangelio Diario 11 de enero de 2021

Conviértanse y crean en el Evangelio

Mc 1, 14-20

Juan Bautista fue arrestado por Herodes. La noticia debió haber sido un acontecimiento trágico. Todos sabían lo que representaba aquello, el terror y la probable muerte. El hombre de Dios que bautizaba en el Jordán ahora estaba preso. ¿Qué había hecho? La predicación de Juan Bautista no fue aceptada sin más por todos sus oyentes. Hubo quienes se sintieron ofendidos y atacaron al profeta. Jesús al escuchar la noticia, se fue a Galilea. La reacción probablemente generó incertidumbre, ¿Tuvo miedo? ¡Sabemos que no! A partir de ese momento tomará el lugar de Juan; escogerá a sus primeros discípulos e iniciará un movimiento de restauración, con una sola idea: El Reino de Dios.